In Memoriam Felipe Ehrenberg, activista de la cultura y creador sin límites

Publicado en Arte el martes 16, mayo, 2017

Felipe Ehrenberg (1943- 2017) fue un artista polifacético, iconoclasta y anti-establishment, cuyo corpus plástico es subyugante, de avanzada, crítico e irreverente.

Un creador sin límites, o como el mismo se definía “neólogo”, palabra que, decía, significa: “Un activista de la cultura, concebido como alguien que influye determinantemente en su desarrollo, sin verse restringido por restricciones previamente establecidas”.

Este artista que lo mismo navegó por los mares de la plástica o la edición de libros, o pulsaba la pluma para escribir crónicas, era profesor o diplomático, actor e incluso político y candidato del PSUM a una diputación u organizador y viaj ante incansable, ayer partió a un periplo diferente al morir ayer, a los 74 años, en su casa de Cuernavaca, Morelos, a causa de un infarto.

La secretaria Cultura federal, María Cristina García Cepeda, escribió en su cuenta de Twitter: “Lamento el deceso de Felipe Ehrenberg, destacado artista plástico y promotor cultural. Mi pésame a sus familiares y a la comunidad artística”.

 

INICIO. 

 

Nacido en Tlacopac, un barrio de la Ciudad de México, Felipe Ehrenberg fue un aventurero que recorrió con gran lucidez y talento esos mares de la investigación en los medios visuales no ortodoxos, como arte correo Inuiil art), media art, performance instalaciones y, sobre todo, tuvo un gran reconocimiento internacional como precursor en ediciones de artistas y libros de artista.

Sus inicios en el arte fueron como editor, pero después incursionó en el arte visual y gráfico y algunos de sus maestros fueron José Chávez Morado, Feliciano Béjar y Mathias Goeritz.

A los 17 años, durante 1960, participó en la exposición colectiva ¿sería su primerade la Galería de la Paz.

De ahí para adelante siguió exponiendo y en 1968 representó a México en el Salón Codex de Pintura Latinoamericana de Buenos Aires, donde ganó el Premio Femirama de pintura.

Después seguirían muchos más reconocimientos en su carrera.

Ese año de 1968, crucial para la vida social, política y cultural de México, Felipe Ehrenberg decidió autoexiliarse en Inglaterra.

De ese tiempo habló en una entrevista publicada en el diario La Nación de Costa Rica en 2013: “Me dedico al arte a partir de los 17 años.

No me propuse nada cuando empecé: simplemente sabía que tenía que dedicarme a esto, y sanseacabó”.

Ese año, cuenta Felipe Eherenberg al periodista Joaquín R.

del Paso, que fundó con Marta Hellion y Davis Mayor, la editorial Beau Geste Press, dedicada a producir libros de artista bajo coordenadas de autogestión y trabajo colectivo.

Año antes, en México, Felipe había sido maestro de artes plásticas en la Universidad Veracruzana.

Fundó y dirigió el departamento de Artes Plásticas del Instituto Veracruzano de Cultura.

Y en Brasil tuvo el cargo de Agregado Cultural en la Embajada de México, y fue director de Relaciones Internacionales de Televisión América Latina (Canal TAL).

De esos trabajos, le cuenta al periodista costarricense: “Fui despedido de todos, a excepción de mi trabajo en TAL”.

Dentro de estas cosas características del artista, está su postulación, en 1982 por el Partido Socialista Unificado de México a una diputación federal.

Algo interesante era su lema: Vote bigote.

 

OBRA.

La obra de Felipe Ehrenberg aborda lenguajes como el dibujo, la pintura, la escultura, el diseño gráfico, la obra 3D, la instalación, la poesía sonora, el arte objeto, la fotografía y la performance. Se capacitó, desde muy temprana edad, como pintor, escultor y grabador bajo la tutela de maestros como Mathias Goeritz y José Chávez Morado. Ha presentado más de 70 exhibiciones individuales y participado en más de 200 muestras colectivas.

Algunos de sus reconocimientos son: bolsa de la Fundación Fulbright (1991), Artista Residente en Nexus Press, Atlanta (1990), la Beca Guggenheim (1976), Premio Perpetua (Inglaterra, 1974) y el Premio Femirama (Buenos Aires, 1968).

 

El artista visual mexicano Felipe Ehrenberg se adelantó a muchas tendencias que hoy son práctica común en el mundo del arte y la cultura en general. Su transdisciplinariedad, su entendimiento de la educación y la solidaridad como piedra fundacional de la sociedad, y su sentido del humor –que nunca lo abandona– hacen de él un artista joven de 70 años, fundamental para su país de origen y toda América Latina.

 

Entre 1968 y 1974 trasladó su residencia a Inglaterra donde, con Marta Hellion y el crítico Davis Mayor fundó la editorial Beau Gest Press que se dedicaba a la publicación de libros de artistas bajo la idea del trabajo colectivo y autogestivo. De vuelta a México estableció su residencia en Xico, en el estado de Veracruz para posteriormente vivir en la Calle de Gonzalez Ortega en el popular Barrio de Tepito en la Ciudad de México; desde donde pinta, escribe y sigue con su actividad de promotor cultural manteniendo siempre lazos con la capital del país.

Felipe Ehrenberg fue uno de los miembros fundadores del grupo Proceso Pentágono, al cual también bautizó. El colectivo, integrado por Víctor Muñoz, José Antonio Hernández Amezcua y Carlos Finck, trabajaba como tal desde finales de los años sesenta; siendo así figura clave del movimiento grupal en México. Participó también en la fundación del colectivo Tepito Arte Acá.

 

 

Fuentes

1.

Museo de Arte Carrillo Gil

2.

El arte experimental de Felipe Ehrenberg, texto de Joaquín R. Del Paso. Periódico La nación.