Apuntes sobre “No one”, un capítulo de #GameOfThrones

Publicado en Cultura el martes 14, junio, 2016

Por Angel Alayón

[ALERTA DE SPOILER]

Asesinar también es un hábito y los hábitos, ya se sabe, son difíciles de abandonar. Sandor Clegane vengó a sus amigos, aquellos que murieron de forma violenta y creyendo que la no-violencia era posible. La lectura que hace Clegane del mundo es distinta: matar es su forma de justicia.

En Westeros, la doctrina de la no-violencia está fuera del mainstream. En este lado del mundo, a pesar de algunos ejemplos históricos prominentes, tampoco. Pero algo se ha avanzado, a pesar de que a veces nos parezca que vivimos bajo la filosofía justiciera de El Perro.

David Ignatius, en su libro Body of Lies, describe uno de los métodos más eficaces de tortura aplicados por las agencias de inteligencia en el Medio Oriente: al detenido se le sienta esposado frente a una mesa sobre la cual se ponen fotografías de su familia. Sólo eso: imágenes de su familia. No se habla con él. No se le amenaza. Se le deja durante horas a solas, viendo las fotografías. En algún momento, se le deja escuchar los gritos de una persona que está siendo torturada en un cuarto cercano. Al rato, un oficial entra al cuarto y el detenido ya está listo para colaborar.

Edmure entregó el castillo de Riverrun a los Lannister ante la amenaza de ver morir a su hijo catapultado contra una pared. El honor es también una cuestión de precio o, como diría Jaime Lannister, son las cosas que hacemos por amor.

unnamed (2)

Quien apuesta sabe (o debería saber) que puede perder. Tyrion buscó una fórmula diplomática para evitar la insurreción en Mereen, pero los antiguos Masters regresaron por mar a bombardear la ciudad. Su fórmula no funcionó y ahora les toca enfrentar una invasión. Daenerys llega en Drogon al cuartel general. Es claro que va a necesitar de sus dragones para derrotar al enemigo.

unnamed (3)

Cersei contaba con La Montaña para que combatiera por ella en un “juicio por combate”. Ésa era su gran esperanza, pero no contó con que las reglas pueden ser modificadas. Tommen, el rey, abolió el juicio por combate como mecanismo alternativo y válido al juicio. Digamos que Cersei no había considerado el nivel de inseguridad jurídica que se vive en Westeros, un reino donde las leyes y sus interpretaciones se acomodan según los intereses de los poderosos.

Quien apuesta debería saber que siempre se puede perder.

unnamed (4)

Arya mató a The Waif y entregó un rostro al dios de las muchas caras. Arya le declara a Jaqen que es Arya, a pesar de que Jaqen le dice que ahora ella es nadie.

Es difícil dejar de ser eso que somos. Somos adictos a nosotros mismos. Somos un hábito y, ya se sabe, los hábitos son difíciles de abandonar.

unnamed (5)