El top 10 de las mujeres más hermosas del siglo XIX

Publicado en Dulcineas el domingo 6, noviembre, 2016

Seguramente las mujeres del siglo XXI son más bellas que las de tiempos pretéritos por causas tan simples como el estilo de vida, la mezcla racial y la alimentación. Sin embargo, hay que aclarar que damas hermosas siempre ha habido aunque la falta de Internet o al menos de mejores fotos nos impidan evidenciarlo.

A continuación, una lista en orden regresivo de las que creemos fueron las mujeres más hermosas del siglo XIX. A falta de material fotográfico, nos limitamos a las celebridades. Pero si usted tiene una foto de la mamá de su tatarabuela y cree que debería estar en esta lista, avísenos.

10. Lillian Russel

Lillian-Russell-1000

Fue una de las más famosas actrices y cantantes estadounidenses de finales del siglo XIX e inicios del siglo XX. Probablemente se trate de la primera celebridad femenina moderna en América. Russell fue también un paradigma feminista y de la moda: Su elección de la ropa y los puntos de vista fueron seguidos de cerca por la prensa en todo momento.

9. Fanny Kemble

Fanny-Kemble-1000

Fanny Kemble siempre será recordada por sus avanzadas ideas en contra de la esclavitud gracias todo lo que escribió. Pero no hay que olvidar que también era una consumada y celebrada actriz shakespereana famosa además por su gran belleza.

8. Lotta Crabtree

Lotta-Crabtree-1000

Lotta Crabtree era una mujer de esas con las que todo el mundo sueña con acostarse. Gracias a su belleza y picardía subo alcanzar tempranamente una posición como cotizada actriz de comedias teatrales, pero no se quedó allí: era una amante de las finanzas y las inversiones, de las lenguas extranjeras, de las pinturas, de los paseos a caballo.

Se hizo tan rica cuando todavía era joven y bella que se dedicó a la filantropía y a los placeres intelectuales. Lotta Crabtree –hay que decirlo otra vez– era el tipo de mujer con la que todo el mundo sueña con acostarse.

7. Mary Anderson

mary-anderson-1000

Mary Anderson era una actriz británica que se destacó en obras de William Shakespeare. Pasó a la historia por su enorme fuerza sobre el escenario y por su prominente atractivo sexual. Su belleza al estilo griego clásico cautivó a toda la inteligencia y el poder del siglo XIX en Europa y América. Desde entonces pocas mujeres han aparecido tan iguales a las idolatradas estatuas helenas de la antigüedad.

6. Anne Sutherland

Anne-Sutherland-1000

Los paquetes de tabaco de la primera década del siglo XIX estaban ataviados por fotos de mujeres hermosas mostrando a medias un muslo o el escote. Anne Sutherland era una de ellas, o mejor dicho: la principal. Se caracterizaba por vestirse de las formas más extravagantes y eso encendía la imaginación de los muchos fumadores de aquel tiempo pretérito.

5. Isadora Duncan

Isadora-Duncan-1000

Isadora Duncan fue una bailarina y coreógrafa estadounidense, considerada por muchos como la creadora de la danza moderna. Fue ella la propuso la libertad y la expresión en el baile. El mundo actual le debe mucho, pero el mundo de su tiempo también: sus piernas eran el delirio de los hombres cultos.

4. Billie Barlow

Billie-Barlow-1000

Al igual que Lillian Russel, Barlow se dedicó a las operetas, a los espectáculos de vodevil y a otras cosas parecidas a los actuales espectáculos nudismo.

3. Helene Anna Held

Helene-Anna-Held-1000

Helene Anna Held fue una de las actrices más famosas del Brodway de finales de siglo XIX por motivos tan evidentes como lo mucho que mostraba el cuerpo y esos ojos de ensueño. Amasó una enorme fortuna, claro, y hoy en día el mundo sigue venerando su inigualable belleza.

2. Evelyn Nesbit

Evelyn-Nesbit-1000

Fue una actriz, modelo artística y corista estadounidense, célebre por su implicación en el asesinato de su ex-amante, el arquitecto Stanford White, por parte de su primer marido, Harry Kendall Thaw. En tiempos de Evelyn Nesbit, todos los medios, absolutamente todos, tenían que ver con su desconcertante, hosca y sombría belleza. Algunos estudiosos de la historia de la belleza la consideran la primera pin-up de la historia gracias al desenfado con el que mostró sus senos y el resto de su cuerpo, y a su piel de porcelana.

Con la llegada del siglo XX comenzó a trabajar en el cine mudo. Tras superar varios intentos de suicidio y su adicción a las drogas y al alcohol, Nesbit fue asesora técnica de una película sobre su vida y sobre el asesinato que cometió su primer marido. Murió en un geriátrico en 1967 a los 82 años de edad.

1. Lillie Langtry

Lilly-Langtry-1000

Fue Oscar Wilde quien la convenció de entrar en el teatro, y todos sabemos que Oscar Wilde sabía de belleza. De inmediato su popularidad creció con alarma. Apenas se dejó ver en público, los artistas comenzaron a pintar retratos suyos sin ningún tipo de permiso. Habían quedado maravillados.

Era tan hermosa e inteligente Lillie Langtry que toda Inglaterra tomó con naturalidad que se convirtiera en la amante de Principe de Gales, incluso su esposa, quien le agarró un especial cariño a la llamada mujer más hermosa del siglo XIX aunque se acostara con su marido.